En el acto quién eres ¿el dominante o el sumiso? - Jaime Rincón

Tabla de contenidos

En el acto quién eres ¿el dominante o el sumiso?

La sumisión es en ocasiones mal calificada, algunos piensan que ser sumiso es para gente tímida o falta de carácter o en el caso contrario, la gente dominante es la que maneja las cosas y que muchas veces pasa por encima de las personas. 

Lo cierto es que el ser dominante o ser sumiso, en realidad se complementan. 

Hay algo que yo aplico en mi vida diaria y es una pregunta: ¿Es de inteligentes aprender a hacer caso? y yo les pregunto ¿Usted sabe hacer caso? He hecho esta pregunta muchas veces; las personas por lo general se quedan pensando en que “hacer caso” es como agachar la cabeza, no tener personalidad, etc. Pero en realidad uno entiende que las personas que saben hacer caso, que aprenden a callar cuando deben hacerlo y a escuchar cuando deben hacerlo, que por lo general los califican a veces como “sumisos”, pueden llegar a ser mucho más inteligentes que cualquier otra persona que se crea dominante. Hay una frase de cajón que dice: “Uno es dueño de lo que calla y esclavo de lo que dice” Sigmund Freud. A veces es necesario quedarse callado, y es muy necesario, y hago incapié en esto: aprender a escuchar. Porque “Las personas que hablan mucho, mucho yerran” Proverbio Antiguo. Queremos muchas veces ser los protagonistas y pasamos esa línea del protagonismo a hacer estupideces o pasar la línea del respeto. 

Entonces, en el acto: cuando uno está viviendo la vida, ese momento crucial, uno tiene que ser, más que ser sumiso o dominante, saber: ¿Qué rol quiere jugar? ¿Con quién estoy rodeado? ¿Cómo es la persona que tengo al frente mío? ¿Qué lenguaje tengo que utilizar?. No se les olvide que los seres humanos no sólo comunicamos con la voz, dicen los entendidos, que más que la voz, uno comunica con el cuerpo, con la mente, con los ojos, con todo: todo lo que tú haces, tus movimientos de manos, la cara, los gestos, son los que comunican mucho más que a veces, las mismas palabras. La gente a veces se molesta no por lo que le dicen, sino el tono, la música: “usted cómo me lo dijo”, por ejemplo cuando uno ve las peleas de los enamorados y se dicen: “es que no me lo dijiste como siempre me lo dices” se refiere al tono: “Es que así no me gusta que me hables” Y esa es la comunicación: No es lo que uno dice, sino cómo lo queremos decir. 

Finalmente, no es bueno calificar necesariamente que ser sumiso o dominante es bueno o malo, son las circunstancias las que definen el cómo se debe comportar uno y qué rol tiene que llevar.

Comparte:

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn
Jaime Rincón

Jaime Rincón

Coach, Motivador, Empresario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¿Cómo alimentamos la mente? - Jaime Rincón

Social Media

Mas temas interesantes

Subscríbete a mi newsletter y recibe el mejor contenido de  emprendimiento que tengo para ti.

Categorias

On Key

Articulos relacionados

¿Qué rol quieres asumir? - Jaime Rincón

¿Qué rol quieres asumir?

¿Qué rol quieres asumir? Hay un tema que yo por lo general lo traigo a acotación y es el tema del humor negro, esa línea

¿Cómo alimentamos la mente? - Jaime Rincón

¿Cómo alimentamos la mente?

Cuidar mente, cuerpo y espíritu para lograr ser un excelente emprendedor.  ¿Cómo hacemos dieta mental? Este tema es importantísimo. Hay muchos elementos para hacerlo, pero

¿Qué es Enamorarse? - Jaime Rincón

¿Qué es enamorarse?

Entender el amor propio identificando nuestros sentimientos para construir relaciones más sanas.  Cuando uno está enamorado se vuelve ciego, sordo y mudo y el problema